Algo nuevo comienza...

¡Hola a todos! Este es mi blog personal. Como bien dice el título, además de ser mi lugar personal, donde os iré informando a todos los que queréis saber de mí, sobre las pequeñas y grandes cosas comentables que continuamente nos ocurren, me gustaría que fuese eso; una encrucijada; donde se juntan diferentes y distantes mundos, que tal vez de otro modo nunca se encontrasen. Ahora el destino lo quiere así.Habrá opiniones sobre lo humano y lo divino, sobre lo políticamente correcto y sobre lo que no lo es tanto. Sobre temas incómodos y sobre los que todo el mundo quiere hablar. Sobre equilibrio y desequilibrio; sobre justicia y paz; sobre alimentación natural; sobre deporte y política; sobre amistad y vida social; sobre amor y trascendencia... En fin, sobre tantas cosas y tantos mundos...Un abrazo a todos y a todas.

martes, 8 de enero de 2008

Feliz Año nuevo... como todos los años

Pues sí, un nuevo año ha comenzado. Como todos los años. Da la impresión de que esa fecha es un “punto de inflexión”, un momento en el que, por arte de magia, todo cambia y es diferente, simplemente por haber comenzado Enero. Un mes que, si hacemos memoria, ya empezamos también el año pasado. Y el otro, y el otro…

Recuerdo una tertulia en la que se hablaba de todos los cientos y miles de propósitos nuevos para este año. “¿Cómo no se les habría ocurrido eso hasta ahora?”–me preguntaba yo-. Pero parece ser que esos propósitos e ideas no eran nuevas. Por lo visto, según se descubre cuando uno investiga un poco, esos mismos pensamientos vuelven año tras año, por aquello de “este año sí que sí”. Vamos, la euforia del momento trascendente de las uvas y la fiesta, el cava y todo eso.

No estaría de más que, junto a lo bien que está hacer propósitos para el año que comienza, nos recordaran que, en este mundo en el que confluyen la magia y la matemática, lo sublime y lo cotidiano, lo visible y lo invisible, no ocurren cosas nuevas mientras no hacemos cosas nuevas. Comenzamos por desear, pero no suele ser suficiente. ¡Qué dura es la realidad!

Pero eso tampoco tendría que ser una excusa para resignarnos a quedarnos sin sueños. No, algo tan importante no puede quedar fuera de juego por una excusa tan poco original. ¿Quién dijo que no podemos hacer cosas nuevas, cambiar nuestras actitudes?
Poder, se puede. Yo apuesto por intentarlo. En el campo del deseo y también en el de la acción. ¡Feliz 2008!

2 comentarios:

Aga dijo...

Un año más y todo parece comenzar aunque como nos apunta Josele, ya hemos vivido cosas parecidas. Lo dde hacer propositos es algo tipico de estas fechas y como bien apunta nuestro amigo para cumplirlo hace falta algo más que ganas, fuerza de voluntad. Hay que ser realista y plantear cosas que queramos de verdad no las tipicas: dejar de fumar, adelgazar, ir al gimnasio, jajajaj. Ser realistas y al mismo tiempo soñar cosas distintas nos ayudara a encarar el año con más energia. Adelante que la aventura se vive caminando.

Sin pensarlo dijo...

Yo voy a empezar por dejar de fumar.....jejeje.
Luego va lo de hacer deporte: hace 2 años me compré las zapatillas para salir a correr...a ver si las estreno.
Feliz año a tod@s!!!